Buscar y encontrarás...

martes, 12 de febrero de 2013

¡ Que llueva, que llueva, la bruja está en la cuevaa ! ♫

Se cae el cielo !! agárrense carajo ! Y, tal como hice el año pasado con la entrada Si el río suena es porque piedras trae, este año de nuevo escribo esto para matar el aburrimiento jaja.


Bueno, ha llovido duro por acá, nada más, y nada especial considerando cuanta cosa pasa en otros lugares. Lo que lo hace más sentido y tocante es el hecho que la ciudad entera estaba mal preparada para esto, haciendo que la lluvia tan normal se volviera un desastre al punto que se ha declarado esta región en emergencia, cortes de agua, calles y asfaltado que se fueron al carajo... además de damnificados por doquier.

Lluvia como la de ayer es algo que no se ha visto en muchos años. Cuánto habrá sido? aproximadamente le calculo algo de 15 años que no llovía así, aunque según las cifras dadas por las entidades competentes, esta ha sido la mayor lluvia de la historia de esta región. La última vez que habrá llovido cercano a esto yo era niño y volado. Lo que si recuerdo es a mi familia en la misma situación del viernes pasado: sacando como podían el agua antes de que se inunde la casa y el cielo que se ponía de colores, ¿o estaba yo alucinando? ya ni sé jajaja. Pasando a las cifras, la media que llueve en un buen verano es algo de 36 litros por metro cuadrado más o menos según lo que leí por ahí, pero ayer se pasó de rosca y rompió un récord de mierda: 123 litros por metro cuadrado. En comparación, la lluvia de la entrada anterior era un chorrito comparado con el tremendo diluvio de ayer. La mayor joda de todo fue barrer toda el agua fuera y mientras llovia, que las alcantarillas colapsaron y en vez de ayudar se pusieron a inundar más las casas. La mía también estuvo a punto de joderse, pero felizmente se encontraba el grueso de mi familia y nos pusimos a sacar con baldes el agua a contrarreloj,  ya que el agua empozada estaba a punto de inundar habitaciones y demás, sin contar la de la entrada de la casa que se acumulo en un pozo y estaba a punto de meter más problemas húmedos a la casa.

Ay si entraba el agua !! La clavinova se mojaba y me jodía en serio, así que hubo que sacar el agua con fuerza. Eso si, no te voy a negar que la pasé bomba igualmente mientras sacaba y sacaba agua de la entrada bajo el duchaso inclemente que era la lluvia (la cual me mojo hasta los calzoncillos en medio minuto), tan pipa me la pasé que hasta me puse a silbar y a cantar como los enanitos de Blancanieves un cántico por el trabajo!! jaja, no recuerdo la letra, pero son esas sonseras que uno improvisa hablando estupideces: ese río de Andahuaylas, casi casiii me ha llevadooooo !! ♫  Que puedo decir, amo la lluvia y había ríos corriendo fuera. De niño también me duchaba en la lluvia hasta que mi abuela muerta (que en paz no descanse) me ponía un plástico en la cabeza para que no me moje. Eso si, cuando la lluvia estaba amainando, mi abuelo (creo) se puso a barrer el techo encima sin darse cuenta que yo estaba en la entrada, bañándome en tierra con agua como un bacán... carajo.







La lluvia en sí duro si mal no recuerdo algo de cinco horas, pero la parte más brutal e intensa solo duró media hora. Eso no quiere decir que lo demás no haya sido fuerte, pero este tiempo de media hora bastó para mandar al carajo la ciudad. En especial tengo en mente al mercado del Palomar, un lugar justamente ubicado siguiendo una avenida llamada Venezuela, por la que corrió prácticamente un huayco (gran corrida de tierra con agua. Lodo pero en cantidades enormes y muy fluído) debido a una obras de mierda que llevan casi un maldito año si recuerdo bien. Decía, debido a unos enormes montones de tierra que parecían minicerros y en combinación con la enorme afluencia de agua que vino desde las alturas (mira la segunda imagen allá arriba, donde dice "puente peatonal de la UNSA". Justamente esa es la avenida, un par de cuadras más arriba de los cerros), pues se formó un desastre y barrió el mercado más abajo.

Lo que en realidad me jode de la destrucción de este mercado es el hecho que había un sector donde vendían mascotas (yo lo llamaba "campo de concentración del Palomar"), las cuales estaban en sus jaulas. Alguna vez en el pasado fui allí tratando de conseguir un trabajo temporal para mis ingresos personales. Ni lo agarré, pero conozco la ubicación del susodicho y la cantidad de animales que habían ahí: pericos, loros, conejos, perros, gatos, de todo, y crías también. El mercado fue arrasado, y me deja en la duda ¿cómo habrán sido sus muertes? si el agua con tierra entró fuerte, espero haya sido fuerte y rápida, para menos dolor y conciencia de ello. A veces me pongo a imaginar como habrá sido si fue lento, con las jaulas caídas y los distintos sonidos de miedo y terror de cada animal mientras eran enterrados vivos. Buen ejercicio para la imaginación, supongo.


Oh wait... is that a car buried under debris?  





Las cosas en la calle siguen un poco hasta el carajo. Entre ayer y hoy ir al trabajo, en el centro de la ciudad, significa oler el encantador olor del alcantarillado colapsado. Que maravilloso perfume que agracia las narices de todos. Dicen que ya debería haber pasado, lo que para mí es una tristeza. No quiero que la lluvia se vaya, pero, un momento, que es eso? veo una negra nube, negra como blanca sábana ensuciada con carbón, acechando desde la dirección donde se encuentra el volcán Misti. Se dirige hacia acá acaso? parece esas nubes de fuego de la película "El día de la independencia", solo que oscura y densa. Se actualizará si hay malas nuevas. Si hay buenas nuevas.... pues que joda.


Cachondo el tipo del 0:25. El del frente es el Palomar
Me ha puesto a pensar... 8 de febrero de nuevo, el año pasado
también escribí un 8 de febrero, y la vez que se salió de su
cause el río Chili fue un 8 de febrero. Curiosas coincidencias.
Qué vendrá el siguiente 8 de febrero? volveré a publicar
algo así? saldré vivo?













 Allá abajo hay un puente que llevan construyendo un maldito año.
Un maldito año (o más creo) a paso de tortuga, obstruyendo caminos y
con problemas de tráfico. Carajo, no toman precaución siquiera por
los temporales que pueden venir!! obras y obras mal planificadas.